LE ENVIAMOS UNA CARTA A LA AFIP

Junto a los otros 23 Consejos Profesionales de Ciencias Económicas del país, le remitimos una carta a la AFIP en relación con el Régimen Simplificado

para Pequeños Contribuyentes (Monotributo) y más precisamente sobre las escalas aplicables para el año 2021 en las que se definen los parámetros a considerar

para la recategorización cuyo vencimiento opera el 20 de enero próximo, así como el importe del componente impositivo, los aportes al régimen jubilatorio y

de obra social que se deberán ingresar por cada categoría.


A nuestro criterio, las escalas vigentes para el 2020 se encuentran desactualizadas por el proceso inflacionario que atraviesa nuestro país, razón por la cual la corrección

de dichos efectos resulta imprescindible.


Por otra parte, el establecimiento de reglas claras, estables y en tiempo oportuno en la materia tributaria son requisitos para el normal desarrollo de las actividades económicas

y más aún para el caso del tipo de contribuyentes que se incluyen en el régimen simplificado (monotributistas), estimulando el cumplimiento voluntario de sus obligaciones.


Lamentablemente, observamos, una vez más, que la falta de definición dentro de los plazos razonables de cuestiones como las que motivan la presente,

impide que los contribuyentes conozcan con antelación todas las cuestiones que se vinculan con el cumplimiento de sus obligaciones tributarias y, por ende,

atentan contra el cumplimiento voluntario antes citado, dificultando además el ejercicio profesional de los profesionales de las ciencias económicas.


Por otra parte, el Poder Ejecutivo Nacional ha enviado al Congreso de la Nación el proyecto de ley que se titula “Régimen de Sostenimiento e Inclusión Fiscal para Pequeños Contribuyentes”,

con el que se procura establecer distintos mecanismos para morigerar el impacto negativo que tendrán los efectos del periodo de suspensión de exclusiones previsto por la norma hoy vigente.


Dicho proyecto, en caso de ser sancionado por el Congreso y posteriormente promulgado por el PEN, necesitará un tiempo adicional para su reglamentación y estudio en forma previa,

no solo por los profesionales de las ciencias económicas sino también por los funcionarios del Organismo a su cargo, a fin de permitir un equilibrio adecuado entre el servicio al cliente -contribuyente-

y la aplicación justa de la norma.


Por estos motivos, solicitamos que la recategorización semestral que corresponde realizar en este enero se difiera por un plazo no menor a sesenta (60) días a contar desde

que se publiquen las nuevas escalas.